Club 8 en La [2] de Nitsa

Como os avisábamos la semana pasada, el pasado sábado el dúo sueco Club 8 presentaba su nuevo álbum, ‘The People’s Record’, en La [2] de Nitsa. Fue una gran oportunidad  de, no sólo comprobar cómo se comportan en directo los distintos cortes del álbum, sino también de escuchar algunos de los grandes éxitos (por llamarlos de alguna manera) de los escandinavos.

Una gran, aunque desaprovechada, oportunidad para hacerse con el público de la [2], que se compone, en su mayoría, de asíduos al Primavera Sound y otras citas musicales similares. Es decir, el target de Club 8.

El problema no es que hayan sonado mal, ya que, salvo los bajos, el sonido de la sala suele comportarse bien, y fue todo un acierto el contar con una banda de 4 músicos adicionales que fueron de gran ayuda a la hora de tocar los distintos instrumentos que dan forma al sonido africano que han abrazado recientemente, sino que les faltó conectar con el público, que, salvo excepciones, a ratos parecía más interesado en beber y en contarse sus últimas hazañas que en seguir el concierto, que, como era de esperar, transcurrió sin ningun incidente y con una sonorización nítida y cuidada, poco habitual en conciertos en horario de club. Seguramente, todo habría cambiado si en lugar de haber empezado a las 2, hubiesen programado el concierto a las 8 o 10 de la noche.

Lamentaciones aparte, podemos resumir el directo del sábado como un concierto de escasos 40 minutos en los que primaron los cortes del último ábum de la banda (entre los que destacamos ‘Western Hospitality’ o ‘Shape Up!’), que sin embargo no olvidó a su público más fiel, ya que también sonaron éxitos como ‘Jesus, Walk With Me’ o “What Can I Do?’. 6.5

Comments
  1. Sergio

    A mi me han soplado que la gente no paraba de hablar…Y una cosa es no conectar y otra muy distinta el hecho de que la gente vaya a los conciertos a contarse lo que han hecho el día anterior o historias ajenas a lo que tienen enfrente. Yo los ví el día anterior en otro recinto de Barcelona, y aunque estábamos 30 personas escasas, nadie molestaba, ni hablaba..todos sentaditos en las mesas, concierto íntimo donde los haya, con un sonido impecable y el grupo tocando de maravilla temas nuevos y antiguos.. Lo disfruté como un enano!

    Saludetes majo! 😉

    Sergio
    APD

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.