Reivindicando a… Usher

Hace un par de semanas Usher presentó Climax, tema que presenta su próximo disco. Aunque cuente con vídeo, puede que todo acabe en el cajón de los tan traídos y llevados buzz singles, porque por ahora su repercusión no se acerca a pasados éxitos del artista. Pase lo que pase, de nuevo ha demostrado que sigue siendo el único popstar masculino que puede aportar cierto buen gusto al zafio mundo del pop actual. Con Justin y Robbie fuera de juego, Michael muerto (y aunque estuviese vivo…), ¿qué nos queda? ¿Enrique? Divierte pero no se le puede pedir peras al olmo (y ahora que ha caído en las garras de Pitbull, menos si cabe). La elegante canción producida por Diplo se balancea entre la tradición r&b y el toque electrónico y más moderno del productor, en una sentida interpretación como no habíamos escuchado en mucho tiempo.

En una época donde el dance manda, un r&b tan exquisito es probable que se coma los mocos, pero demuestra que Usher tiene tal estatus para hacer lo que quiere como quiere. Por supuesto se ha dejado llevar por el mercado, como en su Without you de Guetta, pero que casualidad que se trate del mejor y más estiloso número del disco. Usher no se va a conformar con la primera bazofia que le ofrezcan, no señor. Hasta la remezcla de RedOne de More demostraba todavía la mejor cara del omnipresente y cargante productor. Ni Pitbull podía arruinar el Dj got us falling in love, un pepinazo con el mítico Max Martin detrás que sin perder la esencia dance del momento, no caía en un absurdo chunda-chunda sin ton ni son.

Quizás no haya arriesgado en sus casi dos décadas de carrera, y sin embargo nunca ha sonado trasnochado. U remind me o You make me wanna no rompían esquemas, pero tampoco lo necesitaban para triunfar entre crítica y público. Los singles los tiene a porrones, pero es verdad que de los discos se salvan dos. Aunque los de Justin también tienen morralla y nadie se queja. Todavía recuerdo siendo un postadolescente, escuchando el Confessions y esperando más trallazos del calibre del mosnter hit Yeah. Me quedé con las ganas, claro: balada tras balada tras medio tiempo. Con el paso de los años y una mayor madurez musical, algunas maravillan a día de hoy, pero otras siguen agotando al más paciente.

Sin embargo aquí estamos para reivindicarlo, porque en Europa debería reventar las listas y al final nos quedamos con productos yankees mucho más mediocres. Y las listas de las mejores canciones del año tendrían que tenerle más presente, como de vez en cuando hacen en Pitchfork. Climax seguro que tiene la suerte de entrar, y anticipa un disco que esperemos siga el camino de este single pero sin olvidar la pista de baile. Y además, con el paso del tiempo está más bueno (comentario frívolo del día).

jarto

Tags:
Comments
  1. Javi

    Ha caido en las garras de pitbull, pero para mi es peor el denigrarse a hacer canciones con Romeo… En fin! Yeah men!!!

  2. Innis

    Se me parece mucho a lo que hace Abel Tesfaye….pero no esta nada mal

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.