Nominados al Mercury Prize 2014: ¿cuáles son las probabilidades de cada uno?

FKA-twigs

Los premios más importantes del indie mundial, Mercury Prize para más señas (aunque solo engloben artistas de Reino Unido), han anunciado por fin sus candidatos para 2014. Desde aquí, aparte de informaros de cuáles han sido los afortunados, también se incluyen cavilaciones varias acerca de las probabilidades de cada uno (algunas más objetivas que otras). Ah, y se entregan el 29 de octubre.

12. Go Go Penguin – v2.0

¿Un disco de jazz? No hacen ascos a los géneros negros, pero miran más hacia el hip-hop y el r’n’b. ¿Instrumental? Jamás ha ganado una obra del estilo. ¿Dónde está la imagen, lo cool? Porque los Mercury, como todos, tampoco destacan por la ausencia de superficialidad.

11. Polar Bear – In Each and Every One

Más jazz, más experimental si cabe, pero de nuevo lo mismo: ¿alguna vez han premiado un disco de jazz?, ¿o si quiera uno instrumental? Pues eso. Quizás lo hayan incluido, al igual que el de Go Go Penguin, para tenerlo todavía más fácil a la lo hora de decidirse.

10. East India YouthTotal Strife Forever

Nunca un disco de electrónica se ha llevado el premio, así que en este caso no tendría por qué ser diferente. Es verdad que alguno de los temas sí que cuentan con barniz pop, pero quizás no del suficiente grosor. Además, tampoco su debut ha supuesto un boom.

9. Nick Mulvey – First Mind

Es joven y se trata de un folk pop accesible y de calidad, pero quizás demasiado modesto, y los Mercury también exigen algo más de artificio, ya no solo en la imagen, sino en la música.

8. Anna Calvi – One Breath

La chica tiene carácter, su obra calidad, pero su repercusión tampoco es para tirar cohetes. Está ahí, pero tampoco deslumbra, y no es el perfil de artistas que gusta premiar: va demasiado a lo suyo. Vamos, que lo lleva crudo.

7. Young Fathers – Dead

Su llamativa y hasta novedosa visión del rap pueden canjearles simpatías varias, pero su segundo disco no cuenta con un respaldo tan abultado como el de algunos sus competidores, así que salvo una sorpresa inesperada en plan Speech Debelle, poco se espera de ellos.

6. Kate Tempest – Everybody Down

A pesar de la dulce chiquilla de la portada, se trata de un disco de rap, casi spoken, de carácter para nada suave. Este contraste le puede ayudar, y el género también, pero tampoco estaría de las favoritas. En el medio de la tabla más bien.

5. Jungle – Jungle

Empezaron con buena nota con el lanzamiento de excelentes singles, pero cuando llegó el debut no cumplieron las altas expectativas puestas en él. Tampoco es que el de Klaxons fuese un disco genial, más bien de singles, y se llevó el gato al agua, así que a saber.

4. Damon Albarn – Everyday Robots

Un clásico que quizás a estas alturas quieran premiar, ya que ninguna de sus bandas ha obtenido el preciado galardón, aunque el disco, dentro de que ha despertado buenas críticas, tampoco ha marcado un antes y después en su carrera. Si se lo dan será casi a modo honorífico.

3. Bombay Bicycle Club – So Long, See You Tomorrow

Tienen madera para obtenerlo, y más tras alcanzar el número uno de discos y varios predecesores que gozaron de creciente éxito de crítica y público. Ésta puede ser la suya.

2. FKA twigsLP1

El r’n’b de carácter alternativo está de moda y las excelentes críticas de su debut han sido casi unánimes, dos factores esenciales para ganarlo. Lo de debutante no es imprescindible pero siempre ayuda (13 de 22 ediciones, algo más de la mitad).

1. Royal Blood – Royal Blood

Han aparecido como un torbellino en la escena musical británica, el disco acaba de salir, por lo que todo está fresco, las críticas han sido notables, y muchos tienen ganas de reivindicar guitarras afiladas. Si no ganan se quedarán a las puertas.

No Responses

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.