LA PRIEST vuelve con su primer single en más de 7 años

LA PriestLA PRIEST sería más enigmático aún si no supiésemos ya que se trata de un proyecto de Samuel Dust, el frontman de los ¿extintos? Late of the Pier, de quienes escuchamos por última vez en 2010. Aún así, con únicamente un single lanzado en 2007 (Engine, de la mano de Phantasy, el sello de Erol Alkan) y sin más noticias hasta hoy, era legítimo pensar que la prometedora carrera musical del británico había pasado a la historia con más pena que gloria. Al menos los que nos acordábamos de él. Sin embargo y contra todo pronóstico, el genial Dust ha sabido sorprendernos a los que aún teníamos esperanzas de verlo volver a la palestra, y esa sorpresa ha llegado antes que el álbum que (supuestamente) ha grabado con Connan Mockasin.

Domino Records, hogar de artistas de la talla de Hot Chip, The Magnetic Fields o Dirty Projectors, ha anunciado que el músico y productor inglés es su último fichaje, y esta colaboración ya ha dado su primer fruto: el sencillo Oino, que ya puede adquirise en iTunes y escucharse en Spotify, aunque el sello se ha apresurado a afirmar que esto es solo un bocado de lo que está por venir.

Aparentemente, Dust ha pasado una temporada en Groenlandia estudiando los efectos del electromagnetismo de la región de Ivittuut en el sonido grabado, además de producir lanzamientos de los británicos Egyptian Hip Hop, colaborar en más de cinco proyectos en cuyos créditos no ha figurado y acompañar a Connan Mockasin en una de sus giras por Nueva Zelanda. Es más que probable que todo este trabajo se vea reflejado en Oino, una pista que no se aleja de la experimentación electro-pop de Late of the Pier, pero que sí presenta una sustancial diferencia en relación a su primer lanzamiento como LA PRIEST: Oino, gracias a contar con voces y a diferencia de Engine, es mucho más pop y fácil de digerir, aunque sin dejar de lado la experimentación que siempre ha caracterizado a Dust y que le ha hecho merecedor de comparaciones con leyendas como David Byrne, Arthur Russell, o Brian Eno.

No Responses

Deja un comentario