Communions – Communions EP

communions-ep

Si Communions hubiesen nacido en  Reino Unido NME ya se habría encargado de darles cancha y auparles como enésima reivindicación de la new wave en su vertiente más guitarrera. Por desgracia son daneses, lo que ya de por sí es un impedimento para triunfar debidamente, sin obviar el hecho de que los británicos son muy celosos respecto a su sello de identidad y prefieren obviar bandas y artistas alóctonas que claramente se inspiran en su legado. Dicho esto, y haciendo un poco de justicia, Communions EP es todo lo que le gustaría como “debut” a muchas bandas de las islas.

Lo único que se le puede echar en cara es que su tema más escuchado y, para qué negarlo, el mejor, So long son, no haya sido recuperado para los que, después de haber escuchado el EP, todavía tuviesen dudas de su talento. Tema que por cierto se nos escapó el pasado año y que debería haber entrado en nuestra lista del año. Pero bueno, se trata de una nimiedad si tenemos en cuenta que no han escatimado en canciones que se arrodillan ante bandas como The Chameleons, Echo & The Bunnymen o The Smiths, como en los seis minutos y pico de la apertura, la exultante Forget it’s a dream.

Wherever y Restless hours siguen una estela similar, que sin conquistar de la misma manera, para nada deslucen el conjunto, que vuelve a noquear en Summer’s Oath, tan vibrante que invita a la lanzarse a la pista a la búsqueda de un pogo. Pero sin duda el gran hit es Out of my world, con esa sentencia que tanto aterra (si eres la víctima), como convence (si eres el verdugo): “estás tan fuera de mi mundo que ni si quiera sé tu nombre”. El olvido es uno de los peores castigos que existen y esperemos que no les suceda a ellos, que se merecen todos los aplausos.

Puntuación: 7,7

Share

No Responses

Deja un comentario