Vídeo o trato: 10 clips para ambientar tu noche de Halloween

halloween

Halloween, esa fiesta de la que muchos se quejan aunque luego adoren a Papá Noel, está al caer y qué mejor que organizar una fiestecita para celebrarla. Pero claro, la ambientación lo es todo, por lo que proyectar vídeos adecuados para la ocasión es un recurso muy a tener en cuenta. Por ello aquí tenéis 10 casos del último año que se ajustan a la perfección.

Chelsea WolfeCarrion flowers (Chelsea Wolfe, Ben Chisholm)

En su momento pasé por alto el estreno de este vídeo, pero haciendo esta lista me jugaba el cuello que, conociendo la obra de esta mujer, las posibilidades de un clip como poco tenebroso eran muy altas. Efectivamente, y además el single da para ello, con un trabajo sencillo pero efectivo. Y es que ella de por sí tiene un poco pinta de bruja (en el mejor de los sentidos).

La Bien QueridaOjalá estuvieras muerto (Juanma Carrillo)

El único vídeo español de la lista, y no por ello el peor (que ya veo por dónde vais, prejuiciosos). Un homenaje a El Pueblo de los Malditos y Quién Puede Matar a un Niño donde, por supuesto, los chavales de la zona pretenden acabar con todo rastro de adulto. Y en este caso, la producción del canción, una oda al ¿desaparecido? witch-house, casa a la perfección con las imágenes.

Black AtlassJewels (Yoann Lemoine)

Más que miedo, cuenta con unas cuantas imágenes de lo más perturbadoras (acorde con los arreglos más estridentes de la canción), como las caras fusionadas o el temblor de la máscara dorada. En realidad hay un gran sentido de la belleza, ya que ésta va más allá de estímulos socialmente establecidos como agradables. Sí, la perturbación es bella.

LornAcid rain (Pavel Brenner, Julian Flores, Sherif Alabede)

¿Qué hace tu espíritu cuando acabas de morir? Pues posiblemente algo que haya definido buena parte de tu existencia. En el caso de este vídeo, bailar una coreografía con tus amigas, porque es lo que tiene ser animadora. Así sucede en este tenebroso vídeo que goza de una fotografía deslumbrante que acompaña a un sonido denso y oscuro.

SoleyHalloween (Máni Sigfússon)

Otro de los que lo que se dice canguelo no da, pero se llama Halloween y hace gala de ciertas imágenes inquietantes, por lo que tocaba incluirlo. A pesar de la atmósfera gótica (o gracias a ella), la fotografía es para quitarse el sombrero de lo preciosa que es. Eso sí, la canción no pega demasiado, lo que, por otra parte, tampoco le resta calidad.

Purity RingBegin again (Young Replicant)

El último disco del dúo ha perdido cierta oscuridad sonora, pero algún resquicio de ella queda. En realidad este tema es más oscuro que cualquiera del debut, por lo que se merecía un vídeo acorde, con una estética estilo Salem para recrear la resurrección como símbolo de renovación. El vídeo es exclusivo de Apple Music, así que aquí solo tenéis el trailer.

EL VYSilent Ivy Hotel (Tom Berninger)

En Halloween no todo gira alrededor de gritar como si nos estuviésemos haciendo la cera, también hay hueco para el humor. Así lo refleja el lyric video del nuev0 tema del proyecto paralelo de Matt Berninger, que estrena disco en ya. Ambientada en la misma noche del 31, seguro que la tuya no va a resultar tan movidita como la de los protagonistas.

Lawrence Rothman Oz Vs. Eden (Floria Sigismondi)

No es la primera vez que la gran Sigismondi nos sumerge en un mundo de pesadilla, pero hacía tiempo que no y se echaba de menos. La directora ha vuelto a las andadas con una de las supuestas revelaciones del año, en un vídeo que recuerda ligeramente al estilo de las cabeceras de American Horror Story, en una cosa donde pasa de todo.

WindhandTwo urns (John Nunn, Mikael Simpson)

El metal siempre se erige como  una apuesta fija a la hora de encontrar vídeos ideales para esta fecha. Ambientado en los ochenta, narra la historia de unos incautos adolescentes que invocan unas criaturas nocturnas que quieren algo más que pedir caramelos por las casas. Un poco low cost todo, en modo serie b de la época, pero con momentos interesantes.

DënverLos vampiros (Bernardo Quesney)

En realidad, a pesar de la oscuridad del clip, el nombre de la canción y la consiguiente temática, hasta Freak like me de Sugababes daba más miedo. Lo que encontramos son primordialmente cuerpos aceitosos, así que más chillar, sentirás cierta calentura. Pero bueno, alguno mordisco seguro que también cae durante esta noche (¡cuidado con los dientes!).

Share

No Responses

Deja un comentario