En el punto de mira: The Blaze

the-blaze

Hace un año The Blaze, un dúo francés de lo que no les gusta mostrarse (¿os suena?), publicó un tema titulado Virile que se convirtió en una sensación gracias a su sensacional vídeo donde se plasmaba lo que los anglosajones llaman “bromance”, una fuerte amistad entre dos hombres heteros (gays no, que somos tan viciosos que siempre nos acabamos follando, claro). Reflejando la Francia inmigrante y deprimida, la relación entre los dos protagonistas rozaba lo filogay, pero ese era el encanto de un vídeo sencillo pero tremendamente efectivo y bien rodado. La canción también tenía lo suyo: una delicada pieza house con bastante de pop pero ciertamente bailable, sin olvidar la emoción.

Un año más tarde han estrenado otro tema, Territory, que irá incluido en su primer EP, a la venta en abril, y que de nuevo se trata de un magnífico ejemplo de house orgánico con un toque techno donde se utiliza la voz distorsionada del anterior single, aunque aquí el ritmo resulte más relevante. ¿Y el vídeo? Todavía más maravilloso que el anterior. Rodado en Argel, Argelia, antigua colonia francesa, muestra la vuelta a casa de un chaval y su vida durante esas primeras y emocionantes horas. Como sucedía en Virile, ellos también han dirigido este vídeo que se ha llevado aplausos hasta de Romain Gavras (y casa muy bien dentro de su obra). Cuando música e imagen comparten creadores, y en ambos campos son auténticos profesionales, surgen obras maestras como esta.

Share

Deja un comentario