Solo faltaba un hombre para revisitar estilos de antaño