Un tema tan evidente como poco pinchado.